Las ventajas de trabajar con un Corredor de Seguros

Las ventajas de trabajar con un corredor de seguros


 

La contratación de seguros a través de un corredor de seguros ofrece a los nuevos asegurados garantías de calidad y seguridad por ser una imagen regulada, en base a una ley, y por ser sometida con su actividad al control definitivo por parte de los Fondos de Pensiones y la Dirección General de los Seguros. Para ser un corredor de seguros se necesitan conocimientos y una cualificación especializada, capacidad profesional, transparencia y honorabilidad en la relación con los clientes.

El corredor de seguros tiene  la función de equilibrar las necesidades e inquietudes referidas a la seguridad del asegurador, al lenguaje del cliente y tras ello encontrar la mejor opción entre las ofertas variadas que ofrecen las aseguradoras para dichas necesidades.

El mal asesoramiento a la hora de contratar un seguro, es un riesgo muy común que afecta de manera notable en el mercado asegurador.

Para prevenir este riesgo o enfrentarlo, lo esencial es encontrar a asesores capacitados, que hagan su función de manera eficiente y excelente, pues son ellos los que tienen la tarea de hacer el proceso de la venta y postventa, y hacer que el cliente se sienta satisfecho con el producto contratado.

Muchas personas optan por los servicios de un corredor de seguros, porque ofrecen un trato más personalizado y especializado. Por ello, les pasamos a detallar una serie de ventajas;

  • Independencia:

    El corredor de seguros no mantienen vinculación o relación contractual con las entidades aseguradoras, lo que garantiza su total imparcialidad y su total independencia cuando selecciona para sus clientes las varias opciones que considere más apropiadas a sus necesidades. El desarrollo de la actividad de los corredores de seguros no está limitado por acuerdos concretos con las entidades aseguradoras. El corredor de seguros beneficia de independencia desde el primer momento con sus clientes, tanto en la contratación de los seguros como en la gestión y tramitación de los siniestros. Por lo tanto, el corredor trabaja a favor de los intereses y las necesidades de los clientes.

  • Oferta de seguros muy amplia:

    El corredor de seguros tiene la viabilidad de ofrecer a los clientes productos de cualquier entidad de seguros que esté activo en el mercado. Por lo tanto, el cliente tiene libre acceso a cualquier producto de seguro y de elegir el que se adapte mejor a sus necesidades, pudiendo tener el mejor precio y las mejores coberturas gracias a la gestión de la negociación que realizan los corredores de seguros con las entidades aseguradoras.

  • Atención personalizada:

    El corredor de seguros garantizan el trato personal y directo con el cliente, que tendrá siempre a su disposición un asesor en materia de seguros que identifique sus necesidades, velando por sus intereses y prestando apoyo en caso de siniestro.

  • Servicio Integral:

    El corredor de seguros, gestiona absolutamente todos los trámites necesarios. Desde la contratación y formalización del seguro hasta su renovación y regularizaciones periódicas; desde la confección de los partes de siniestros hasta la formulación de reclamaciones a la entidad aseguradora o terceros.

  • Garantía de profesionalidad:

    El corredor de seguros deben reunir los requisitos más estrictos del conjunto de mediadores de seguros en cuanto a formación en materia financiera y de seguros privados establecidos por la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones. También deberán acreditar honorabilidad comercial y profesional.

  • Defensa de los intereses del asegurado

    En aplicación de las funciones que le confiere la ley, el corredor de seguros defiende los intereses del usuario frente a las compañías, a las que no le unen ningún tipo de vínculos. Como defensor de los intereses del asegurado, le prestará siempre su asistencia y asesoramiento profesional.

    Imagen cortesía de Ambro en FreeDigitalPhotos.net